Crítica de 'La Bella y la Bestia': Una historia que perdurará para siempre

La Bella y la Bestia es uno de los tótem capitales de la resurrección de Disney en los 90's. Junto con 'La Sirenita', 'Aladdin' y 'El Rey León' formó el equipo de cuatro fantásticos que hicieron la base de lo que Disney es hoy en día. Por eso una adaptación de 'La Bella y la Bestia' era una apuesta algo arriesgada por revivir uno de las historias más memorables de Disney.

Pero han salido victoriosos. Aunque no repiten la gloria de la original.

Disney ya había hecho intentos de adaptaciones de 'live-action' de otros cuentos clásicos. Lo hizo con 'La Cenicienta' y con una nueva versión de la historia de 'Maléfica'. Pero hacer 'La Bella y la Bestia' era su pase a confirmar que tomarían sus historias clásicas con respeto y las colocarían en el pedestal que merecen.

Para comenzar, Emma Watson está bien. Y hasta allí. Pero no te preocupes, la película tiene otros elementos que la hacen destacar. Uno de ellos es el villano de la película, Gastón, que es interpretado por Luke Evans. El actor de 'El Hobbit' da la talla como el antagonista de que Bella sea feliz. Pero su compañero de batalla, LeFou, interpretado por Josh Gad, le roba buen protagonismo por tener mayor carisma y mejores bromas.

La creación de la Bestia merece respetos aparte. La mezcla de su voz y los efectos especiales para recrear las emociones de su rostro animal es algo de increíble nivel. Digo, es Disney y tienen todos los millones de dólares para crearlo bien, pero a pesar de eso, el nivel logrado es de aplaudirse. Sobre todo al final de la película sientes su pesar y la trágica situación en la que está metido. Y eso es una combinación del actor y la tecnología que lograron hacer algo de diez.

Pero sobre todo fueron los utensilios encantados quienes resaltaron la mayor parte de esta producción. El candelabro, el reloj, el piano, la tetera, todos consiguen un carisma que hace la película bastante agradable.

Bill Condon es el director de esta película y es reconocido por haber hecho Dreamgirls, la película donde hizo actuar muy bien a Beyonce y Eddie Murphy. Casi nada. Y en 'La Bella y la Bestia' logra compactar todos los elementos en ritmo y orden dándonos una historia que transcurre su metraje sin problemas.

¿Es 'La Bella y la Bestia' de Bill Condon una buena película? Si, pero eso se debe a que es una calca de casi toda la película original de 1991. Cosa que no era tampoco tarea fácil, pero la fortaleza de la historia se debe a lo que ya se hizo hace más de 25 años. Las canciones siguen teniendo un poder catártico cuando las escuchas y que si eres fan de la película animada te volverán a transportar a ese lugar de alegría e ilusión como cuando la viste por primera vez.

Pero eso para mi significa sólo una cosa. La película animada ya cumplió las bodas de plata de su existencia, pero su historia sigue conmoviendo como lo hizo hace tantos años. Y eso es la grandeza de las buenas historias: no importa cuando las cuentes, siempre te emocionarán.

Y 'La Bella y la Bestia' es una de esas historias.

Calificación: **** (de 5)

Compartir en Pinterest

Cancelar